Hoy comprendo, ¡soy sobreviviente!

Internet

Por Gladys Ramírez, periodista Nací a finales de los años 80 me tocó nacer en la capital y tener una niñez tranquila, tan tranquila que no me enteré de que existía una Guatemala diferente a la de mi comodidad, donde la guerra cobraba a diario decenas de vidas de guatemaltecos de la forma más cruel e…

Sí hubo genocidio

Claudia Navas Dangel, periodista Cuando era pequeña no comprendía muy bien aquellos discursos dominicales por la televisión, tampoco aquella canción de una niña que le escribía una carta a su querido hermano y cuya mamá le había contado que era un buen soldado. No entendía por qué Dominga, la señora que trabajaba en mi casa…

Sofía

Tomado de pepitorias.blogspot

Para intimidar a Sofía ese personaje convirtió en un objeto deleznable a un exfuncionario público, un hombre que debería reivindicar su servicio al bien común y no a un poder paralelo del que, ahora estoy convencido, forma parte. La participación de un exministro en tan cobarde acto de intimidación e intento de censura evidencia también que la clase política, sin importar la bandera ideológica que enarbolen, es un nido de aves de rapiña dispuestas a todo para defender su asqueroso estatus quo.

Pequeñas acciones pueden generar grandes cambios

478697_3912064720629_1770974332_o

Dentro de los proyectos para el presente año figuran la integración de todos los periodistas del departamento y la consolidación de un equipo de trabajo que se destaque a nivel nacional por su proyección a la dignificación del gremio periodístico y el reconocimiento de los periodistas comunitarios.

Comunicación con ubafu*

466114_404558226235446_1044551987_o1

Por Joanna Wetherborn, periodista y comunicadora social afrodescendiente *Fuerza negra, en idioma garífuna En diciembre del año pasado, tuvimos la oportunidad de reunirnos un grupo deperiodistas, comunicadoras y comunicadores de diversos medios, regiones y comunidades lingüísticas de Guatemala, para compartir nuestras experiencias, reflexiones y propuestas sobre identidad y derechos de los pueblos originarios, el derecho…

La comunicación, ¿un derecho colectivo de los pueblos?

Por José Gómez, Maya Mam Consejo del Pueblo Maya de Occidente Recientemente el Consejo del pueblo Maya de Occidente, CPO y el Movimiento de Radios Comunitarias, organizaron el Segundo Encuentro denominado “El Oxlajuj B’aqtun es nuestro tiempo, el tiempo de los pueblos”. Además de abordar a profundidad el significado y contenido del Oxlajuj B’aqtun, desde…

Vivir la muerte

No bastó leer cómo los hermanos Vicario asesinaron brutalmente a Santiago Nasar. Gerson Ortiz gersonor@gmail.com Lo que escribo es apenas un intento de ordenar todo aquel bullicio mezclado con sentimientos y las emociones que iba observando y sintiendo en la cobertura por el terremoto de San Marcos. Estar frente a un cadáver no es tan…

La falsa amnesia de los despiadados

Por: Ligia Flores “El presidente prefiere no pronunciarse más sobre el caso”, dicen los medios. Al presidente le incomoda la pregunta del periodista “¿Quién dio la orden de disparar, Presidente?”. Su enfado es evidente y su respuesta categórica “no hablaré más del asunto”. El periodista insiste: “¿no cree que indicar este dato podría ayudar a…

Se vale soñar

Tenía 20 años y estudiaba Periodismo en la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC) cuando leí la obra de Carpio Nicolle, quien había trabajado como periodista en una agencia de noticias regional. Difícil comprender aquellas afirmaciones que colocaban a la Prensa como mero ente mercantil, en una ingenua mente joven.

¿Dónde quedaron los ideales? ¿Qué fue de los Carl Bernstein y Bob Woodward, quienes tanto me inspiraron? Pensaba en ellos cuando leía aquellos párrafos inmisericordes que describían con crudeza el oficio al cual me dedicaría los siguientes 20 años de mi vida.

Periodista fafero

Algunos le reclamaron, en broma, por qué les daba tan poco y que no fuera tacaño, o que mejor se fuera a echar el trago con ellos para no enojarse. En medio de la camaradería, el diputado se fue al pleno del parlamento y el grupo se disolvió. Los padres de la Patria a discutir y hacer leyes inicuas y los periodistas hijos del pueblo al Palco de Prensa, para después hacer la crónica parlamentaria inocua.
Yo me encontraba cerca de una de las salidas del Hemiciclo con la oreja pegada a una grabadora, escuchando una entrevista, cuando salió un diputado de por allá por el oriente que tenía fama de mago. Cuando pasó a la par mía sentí que me agarró de la bolsa del saco y solo lo vi pasar para el baño.
Como puesto en sobreaviso, apagué el aparato, me metí la mano a la bolsa y sentí dos billetes. Inmediatamente, me fui detrás de él y lo alcancé en el baño para reclamarle.
Yo que me saco el dinero de la bolsa y le pregunto: “¿Qué es esto?”.
—No se ofenda, me dijo, usted es buena gente y eso es para que se compre una agüita.